Asdrúbal y la falsa denuncia por agresión sexual

asdrubal

A riesgo de parecer machista con el comentario que voy a hacer, y al ver que es algo que cada vez ocurre más, me da un asco horrible que muchas mujeres hayan tomado por costumbre el denunciar por agresión sexual, maltrato o lo que ellas quieran, cuando se sienten despechadas o simplemente cuando se niegan a perder a “su hombre”. Eso se arregla en el psiquiatra, no en comisaría.

Asdrúbal, ex-marido de Bibiana Fernandez, está pasando, sin comerlo ni beberlo, unos de los peores días de los últimos años. La semana pasada era detenido por la policía por un presunto delito de agresión sexual contra una modelo de 21 años. Kiko Hernandez en ‘Sálvame’ hacía el siguiente comentario, “Asdrúbal ha pasado la noche en los calabozos de la comisaría de Tetúan y esta mañana lo han trasladado a los de Plaza de Castilla”.

Lydia Lozano ampliaba la información diciendo que al mismo tiempo, Asdrúbal habría emprendido acciones legales por “denuncia falsa” y que tras una noche detenido, este había salido en libertad con cargos según la fuente consultada.

No se hacía esperar demasiados días que la noticia continuara, ya que Kiko Hernandez se ponía en contacto con el compañero de piso de la denunciante, dando fuerza a todos los presuntos rumores. Según su compañero de piso, esta chica no tiene 21 años sino 29. Es auxiliar de vuelo aunque ahora se encuentra trabajando en la zona de Alonso Martínez. Esta chica y Asdrúbal habrían mantenido una relación de un año y medio siendo él quien finalizara dicha relación. El compañero de la auxiliar de vuelo dejaba bien claro cuales eran las intenciones de esta, “En muchas ocasiones, ella decía que iba a interponer una denuncia falsa de maltrato porque no soportaba que Asdrúbal la hubiera dejado”. Aunque los cambios de humor de esta chica parecían ser bastante frecuentes, “Cuando se veían, decía que quería quedarse embarazada”.

En estos días, Asdrúbal, está rodeado de sus familiares y amigos recibiendo total apoyo y recuperándose del tan desagradable espectáculo. El equipo del programa se ponía en contacto con este para preguntarle como se encontraba y de paso preguntarle más acerca de lo ocurrido. Asdrúbal no tartamudeaba a la hora de dejar las cosas bien claras, “Tengo la conciencia muy tranquila. Esta chica me denunció aportando como única prueba su palabra. Cuando el forense la examinó no le encontró ni un pellizco. Si yo tengo que estar con alguien será por amor y no por obligación ni por dinero”.

El maltrato es delito y debería estar más controlado y penado, pero las denuncias falsas deberían tener exactamente el mismo trato.

Fuente: Sálvame


Escribe un comentario