GH: La eterna apatía y el intercambio de la salvación (I)

angel

Que alguien me explique lo que quiera que sea que ocurre en la casa de ‘Gran Hermano’. Desde que Arturo y Gerardo se quedaron sin los cariñitos de Carol, parece como si una nube negra se hubiera posado en todas las cabezas que por ahí dentro van quedando… en todas menos en la de Tatiana, que sigue en su maravilloso mundo de estrés y tacos. Realmente está siendo exclusivamente ella quien pone la salsa en esa casa en esta última semana.

Las nominaciones también han causado estragos, sobre todo en Angel y Laura. Lo de Angel han sido un cúmulo de pequeños golpes que él mismo ha sentido que recibía de esos a los que llamaba amigos no hace demasiados días. Si a todo eso le sumamos los más de 100 días que llevan encerrados, el resultado de la mezcla se torna en una contagiosa apatía. Casi se puede decir que pase más tiempo en el confesionario, despotricando de sus compañeros, que en el salón haciendo vida común. Los puntos recibidos tanto de Saray, confesado por ella misma, como el punto recibido por Laura, que aunque no lo haya confesado, Saray ya se ocupó de no desmentirlo, ha sido la gota que ha colmado el vaso del hombre eternamente feliz.

Web oficial: GH


Escribe un comentario