Gonzalo pierde los papeles.

Los seguidores fieles del programa ya lo sabrán, pero aun así quiero contar lo ocurrido ayer con el argentino. Todo el grupo de la casa once estaba comiendo, sin discutir y, de repente, él empezó a decirle a Pilar “no me grites”. Ella le contestó en el mismo tono de siempre, pero él estaba tan rabioso que se levantó de la mesa tirando la silla. Remató la jugada diciendo “te voy a arrancar la cabeza, hija de puta”. No intentó agredir a su compañera en ningún momento, eso hay que dejarlo claro, pero su actitud sí que fue un tanto agresiva.

Después de este incidente las reacciones de la audiencia no se han hecho esperar. Hay quien justifica su actitud porque está dejando de fumar y el mono lo pone de muy mal humor, pero yo no creo que esta actitud sea justificable: otros concursantes han dejado de fumar en GH y no llegaron a este extremo; además, curiosamente los efectos del mono sólo le salen con Pilar, con quien nunca se ha entendido. Por otro lado están los que piden la expulsión inmediata de Gonzalo, tal y como ocurrió en GH2 con Carlos “el Yoyas”.

En mi opinión, la expulsión inmediata me parecería un castigo demasiado severo, pero aun así su comportamiento no ha sido normal y deberían darle un toque, además de ofrecerle ayuda psicológica. Os dejo los videos de lo ocurrido.


Escribe un comentario