Los indígenas: ¿intercambio cultural o monos de feria?

Mucho se ha criticado la visita de la tribu de indígenas. El programa nos la ha vendido como un intercambio cultural que puede enriquecer mucho a los concursantes y a la audiencia nos puede enseñar cosas sobre la forma de vida de esta gente. De esto último no estoy muy convencida, porque pienso que para aprender de ellos deberíamos verlos en su entorno natural y no en GH, pero de lo primero sí: sólo hay que escuchar los comentarios de los concursantes para saber que están encantados con el cariño y la bondad de estas personas.

Hay que tener en cuenta que esta tribu está acostumbrada a la visita de turistas en su zona, por lo que esta sociedad no es totalmente desconocida para ellos. Además, les explicaron que iban a un programa de televisión y ellos accedieron encantados, así que no podemos decir que se les esté utilizando para reírnos de ellos.

Reconozco que al principio pensé que el programa no estaba obrando del todo bien con ellos, pero después de ver cómo han cuidado el tema (por lo que explicaron en la gala y el debate) no veo nada malo en su visita. Además, creo que las palabras de los concursantes hablan por sí solas: están encantados. ¿Quién somos nosotros, la audiencia, para juzgar si donde ellos encuentran cariño y valores humanos realmente sólo hay morbo televisivo?


Escribe un comentario