Charlie Sheen y Brooke Mueller, cada uno por su lado

El caso de violencia doméstica entre Charlie Sheen y Brooke Mueller hasta ahora marcha bien, al menos el protagonista de Two and a Half Men está respetando las ordenes del juez.

Por ello, Sheen ha tenido que mudarse con uno de sus amigos; por ahora se encuentran viviendo cada uno por su lado. Así lo estipula la orden de restricción que Mueller tiene contra él.

No obstante, la madre de Mueller sigue afirmando que su hija quiere encontrar la reconciliación con Sheen y que éste a su vez quiere volver al lado de su esposa.

Quieren privacidad

La pareja también ha manifestado querer un poco de privacidad ya que quieren manejar el caso de la forma más hermética posible para no convertirse en un circo.

“Ni el señor ni la señora quieren convertirse en un circo para los medios y les gustaría tener, en lo posible, un poco de respeto por su privacidad”, señaló el abogado de Charlie Sheen.

Para tal efecto han pedido al juez que lleva el caso que no deje pasar cámaras de televisión, aunque han accedido a que un reportero esté presente en la corte y que éste vaya pasando resúmenes al resto de la prensa, que podrá estar afuera del recinto.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *