Chayo Mohedano no aguanta ni un insulto más

chayo mohedano

Tras estar más de cuatro años sin conceder una entrevista. Chayo Mohedano no deja títere con cabeza en la revista Lecturas donde ha explotado y asegura que no aguanta más insultos. Los dardos envenenados van directamente hacia Belén Esteban y el espacio Sálvame.

La revista comienza el reportaje con un título muy significativo, anunciando las declaraciones bomba que hay en su interior. “La joven Rosario Mohedano, la que parecía pedir permiso para todo, es historia: les presentamos a Rosario, una mujer de armas tomar”. Asegura la publicación.


La hija de Rosa Benito y Amador Mohedano tira a dar en la entrevista. Unas declaraciones que ya han comenzado a levantar ampollas. Chayo vuelve a estar de actualidad y eso que lleva años sin exponer su vida privada. Ha regresado para plantar cara a sus enemigos y defenderse de las acusaciones que la señalan como la culpable de que su madre se haya visto obligada a dejar Sálvame.

Arremete contra Belén Esteban

La primera a la cual dirige sus dardos es hacia Belén Esteban. “Una amiga no habla de conversaciones privadas, no se ríe de las desgracias, está para lo bueno y para lo malo; prefiere callarse antes que hablar y decir tonterías”. Y continúa. “Mi madre se ha portado súper bien con Belén. Yo prefiero no hablar de esa persona”

No obstante reconoce que jamás pidió a su madre Rosa Benito que dejase Sálvame. Pero es cierto que la ha visto sufrir mucho y pasarlo muy mal. Sobre todo por aquellos que aseguran son sus amigos. Ha sido un machaque continuo hacia su familia, declara. “No voy a aguantar ningún insulto más

Habla sobre su marido, una persona completamente anónima, hacia el cual arremeten sin piedad. “Lo único que hizo fue casarse conmigo y quererme, por eso lo atacaron y difamaron”. Tras las denuncias de su marido a la cadena, le pidieron que o retiraba la demanda o tendría que dejar ¡Qué tiempo tan feliz! “Voy a muerte con mi marido y me invitaron a marcharme. Me fui sin armar jaleo”, confiesa.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *