Geordie Shore: ¿alguien quiere a Marnie? (I)

Geordie shore

Sophie no lleva nada bien la llegada de Marnie a la casa

Mucha tensión para sólo un segundo capítulo. La séptima temporada de ‘Geordie Shore’ parece confirmarse como una de las más complicadas. La llegada de Marnie, la prima de Sophie, no ha servido nada más que para echar más leña a un fuego que ya pintaba como el mismísimo infierno.

La cara de Sophie ya lo anunciaba de forma indirecta en el primer capítulo. La llegada de su prima a la casa de ‘Geordie Shore’ no le había hecho la más mínima gracia, por mucho que la abrazara y la besara, cuando la vio entrar por la puerta con la maleta, a Sophie se le vino todo encima. Mezclar a tu familia de sangre con tu otra familia, la de juergas, sexo, borracheras y descontrol, no tiene que ser fácil… y mucho menos cuando tu relación con ese familiar es buena.

Se podría decir que Sophie tiene gran parte de razón en todo este embrollo. Marnie ha entrado en la casa como un ciclón, tonteando con los chicos el primer día de manera muy descarada y agenciándose a un Scott que todavía no sabe por dónde le está viniendo la somanta de palos. Esto no significa que Marnie tenga al gigantón a trompazo limpio. Esto va más por el lado de que Marnie tiene las ideas muy claras y no está dispuesta a pasar por según que numeritos.

Más información – Geordie Shore: Drama Queen y cosas por el estilo


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *