Geordie Shore: confesiones en plena resaca

Geordie shore

Sorprendente no, lo siguiente. Estas vacaciones en Australia de ‘Geordie Shore’ están dando para mucho muchísimo. Ahora que Joel está con el grupo, parece que las salidas nocturnas son aún más destroyer que de costumbre y hasta Sophie tiene lagunas a la hora de recordar. Casi parecía la Sophie del primer capítulo… pero del primero de todos, ¿os acordáis? Sophie tirada en el suelo del baño, vomitando y medio meada. Sí, todo un cuadro.

Mientras parte de la casa decidía irse a descubrir el Newcastle de Australia -Joel entre ellos-, Sophie se quedaba en casa por culpa de la resaca monumental, pero hasta de quejarse se cansa uno. Aprovechó que Gaz iba a escaparse un rato al gimnasio para irse con él y que le diese un poco el aire. Que yo recuerde, las resacas al sol siempre tienen efecto “vampiro”, ¿no? Lo mismo han cambiado con el paso de los años.

Gaz llegaba al gym dando por sentado que Sophie le pondría la cabeza como un bombo hablando de cosas de chicas… pero no fue así. Fue él mismo quien no dejó de hablar todo el rato de Charlotte, contándole a Sophie cómo había sido la noche anterior -que les había tocado trabajar juntos-, con Charlotte consiguiéndole chicas en vez de gritándole por besarlas. Sophie tiene las ideas muy claras.

Más información – Geordie Shore: la verdad, toda la verdad y nada más que la verdad


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *