Geordie Shore: viaje de solteros, viaje de problemas

Geordie shore

Vicky, Holly, Gaz y Scott se fueron sin decir a nadie adonde iban. Su destino eran las islas de Pentecostés. Gaz había organizado un viajecito sólo para solteros en el que poder salir de fiesta sin que nadie juzgase a nadie por nada. La idea era buena, pero a Gaz se les escapó un gran detalle: las dos solteras, por muy solteras que fuesen, eran las mismas chicas que les habían estado echando broncas a él y a Scott por sus ligoteos y su continuo dejar tirados al resto del grupo.

Mientras hubo sol, hubo buen rollo. El viaje, el safari de cocodrilos, todo salió a las mil maravillas. Todo era buen rollo y celebrar lo a gusto que estaban los cuatros. Pero llegó la noche, con la noche los chupitos, con los chupitos las chicas, con las chicas más chupitos, con los más chupitos más chicas, con las más chicas las ganas de irse para que hubiese meneo del bueno… y ahí se armaba la gorda.

Holly ya iba calentita con todo lo que habían bebido. A eso se le sumó que los chicos, para variar, quisieron desaparecer del bar en el que estaban para ir corriendo con su correspondiente ligue a casa por un simple motivo de falta de camas. Las chicas se sintieron una vez más desplazadas y Holly volvió a explotar como ella sabe. Holly terminaba sentada en el suelo, balbuceando con el pedo y terminaba siendo llevada a hombros por Gaz. El viaje de solteros no estaba resultando como lo habían planeado.

Más información – Geordie Shore: James expulsado hasta nueva orden


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *