Justin Bieber se relaja tras su arresto en las playas de Panamá

 Justin Bieber

Justin Bieber tras protagonizar un encarcelamiento que se estaba buscando en los últimos meses por su vida llena de excesos y algo desequilibrada, lejos de hacer declaraciones en las cuales al menos pida perdón por su última hazaña, está relajándose en las playas de Panamá. Lugar al cual se dirigió tras pasar 24 horas en la cárcel y pagar una fianza de 2.500 dólares.

El díscolo adolescente que tiene todavía que prestar declaración ante el juez por los delitos menores que se le imputan, entre los que se encuentran participar en una carrera de coches ilegal bajo los efectos del alcohol y ciertas drogas, puso rumbo a Panamá para disfrutar de una jornada relajada bajo el sol y como fondo el Pacífico. Al cantante se le puede apreciar ataviado con unas bermudas azules, y está rodeado de guardaespaldas, e incluso de algunos amigos, entre ellas una joven rubia.

Varios medios de comunicación panameños se ha hecho eco de la estancia del canadiense, además muchos testigos aseguran lo vieron en un hotel de lujo de la zona de Punta Chame, en el Pacífico. Durante su estancia el joven cantante bebió algunas cervezas, se bronceó un rato y hasta dio un paseo en jet ski.

Por otro lado, Justin Bieber no ha hecho caso al ultimátum que le ha presentado Selena Gomez, ésta que se preocupó por el joven tras saber de su detención y estuvo en contacto con la madre del canadiense Pattie Maliette, quiere coger el toro por los cuernos y no está dispuesta aguantar más gamberradas y vivir al límite. Por ello Selena le ha dicho que si quiere volver con ella tendrá que dejar las drogas e ingresar en un centro de rehabilitación, algo que por el momento también se lo ha pedido su madre pero que Justin Bieber no tienen intención de hacerlo.

Más información – Justin Bieber puesto en libertad coreado por su fans


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *