Los caprichos exigentes de Katy Perry y John Mayer

 Katy Perry

El magazine Life&Style revela los caprichos de John y de Katy. El rockero quiere tener en su habitación de hotel o en su camerino: una botella de Lagavulin, un whisky escocés de 16 años, soda, agua, y una bandeja de fruta.

Por su lado, Katy pide algo más. La cantante exige también comida: dos docenas de sandwiches con un bol de vinagreta, rebanadas de mango seco, tortillas y chips con dos clases de salsa, té verde y manzanilla, y una cafetera Nespresso o Keuring. Katy reclama también una silla de director, y un vestidor con calefacción.

Hay que reconocer que en cuestión de caprichos, John Mayer y Katy Perry son poco exigentes comparados con Celine Dion que pide un vestidor caliente a 23º (ni un grado de más ni de menos), o con J-Lo que quiere que toda la decoración sea blanca, o Mariah Carey que quiere una bañera llena de agua mineral.

Más información – Katy Perry abucheada por perderse haciendo playback


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *