Mañana se define el futuro de Lindsay Lohan

Mañana es un gran día para nuestra adorable Lindsay Lohan.

Es que el día de mañana se tomará la decisión final con respecto a su futuro y libertades: mañana sabremos al fin si la pobre Linds tiene que ir a la cárcel (o no) por no haber completado su curso de educación vial.

¿Qué nervios! ¿No?

No para Lindsay.

Fuentes cercanas a la actriz explicaron que, si bien Lindsay continúa diciéndole a sus amigos que su juez de libertad condicional, Marsha Revel, la odia, no tiene dudas de que va a salir de la sala de audiencias mañana por la mañana sin ningún tipo de condena.

La verdad es que la jueza tiene todo el derecho de encarcelar a Lindsay, no solo por las ausencias a tres de sus clases de manejo, sino también por el período en el que viajó a Cannes, faltó a una sesión del tribunal de Justicia y culpó a todo el mundo por no haberla dejado salir de Francia.

Pero parece que “Lindsanity” (como le llama Perez Hilton) está tan acostumbrada a que sus abogados la saquen de cualquier tipo de escándalo, que confía en que en este caso va a suceder lo mismo.

Yo que tu no estaría tan confiada, Linds. ¡Uno nunca sabe las vueltas del destino!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *