Pablo Alborán abre su corazón en una entrevista

Pablo Alborán abre su corazón en una entrevista

Pablo Alborán es el chico de oro, el artista que convierte en éxito cualquier melodía. Pero a pesar de contar con miles de seguidores, Pablo Alborán tiene los pies en el suelo y pisa tierra firme para no perder el equilibrio. El cantante ha concedido una entrevista a La Vanguardia en la que se muestra como un joven muy sensato y maduro.

Pablo Alborán es una persona que ha interiorizado el valor del esfuerzo desde su niñez como bien explica en sus palabras “La disciplina es fundamental. Desde pequeño siempre he sido un chico muy aplicado. No sacaba unas notas brillantes, pero sí estudiaba para conseguir lo mejor. Muchas veces me dicen que soy un chico bueno. Y es verdad. Siempre he sido muy disciplinado. No he tenido necesidad de hacer ninguna tontería”.

Pablo Alborán tiene un ritmo de vida frenético por lo que cuida mucho su descanso para poder dar el máximo en los escenarios. Así describe su vida después de finalizar un concierto: “Normalmente mi banda y yo, que estamos hechos unos viejos y unos curas, cuando acabamos los conciertos solemos meternos en la cama, la gira nos agota y nos gusta descansar bien. Siempre decimos que la fiesta la dejamos para otro momento.

A veces nos tomamos una Coca-Cola en el hotel, pero yo siempre acabo exhausto”. Lo que peor lleva Pablo Alborán de su vida de artista es coger aviones porque no le gusta volar pero gracias a la práctica está aprendiendo a controlar sus miedos. Además, puede aprender de otras culturas y estilos de vida.

Más información – Pablo Alborán el nuevo cantante romántico presenta Tanto

Fuente – Te Interesa


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *