‘Paranormal Witness’: El apartamento (I)

Paranormal witness

Antes que nada, que la persona que cuente esta historia se llame Jodi Foster es todo un chiste. No se trata de la actriz, que conste. Esto es sólo una casualidad con mucha guasa. Ahora sí nos podemos meter de lleno en otra de esas historias que te dejan sin parpadear toda la hora que dura el capítulo. Tengo los ojos que parecen cemento armado.

Jodi se presentaba como una madre soltera en busca de un nuevo lugar donde vivir con su hija Hanna. Idie, amiga de Jodi, se había ofrecido a ayudarles hasta que encontrasen algún sitio en el que instalarse. Jodi empezó a mirar lugares económicos. Estaba sin trabajo y sus posibilidades no eran demasiado amplias. Visitó un bloque de apartamentos y allí encontró uno, el número 14, que se adaptaba a lo que podía gastar. La única pega era la altura. Con una hija pequeña, tanta altura le resultaba peligrosa, todo en el caso de que la niña saliera a jugar al balcón. La encargada del bloque -un primor de mujer, por cierto, ¡vaya urraca, la colega!- quedó con Jodi que, en cuanto se quedase libre un apartamento en la planta baja, se podrían cambiar.

Más información – ‘Paranormal Witness’: el fantasma del cartel de Hollywood (IV)
Fuente – Paranormal Witness
Foto – Xplora


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *