‘Paranormal Witness’: el hombre de la lluvia (VI)

Paranormal witness

Pero aquí, como todo, tenía que llegar el final y, como casi siempre también, la sombra de la duda nos acaba por emborronar toda la historia. Unos guardias, con toda la sorna del mundo, se acercaron a la celda de Don y le retaron a que hiciera llover en la oficina del jefe. Don ya venía con ínfulas de poder desde la lluvia en la anterior celda, por lo que asintió y dijo “que lo intentaría”.

La celda de Don estaba en un pabellón diferente a donde se encontraba la oficina del jefe. Don se concentró con toda su intención de hacer llover en esa oficina. El jefe de la prisión estaba con la puerta cerrada y, como ya he dicho antes, en un pabellón diferente al de Don, pero algo saltó y mojó su camisa por encima del pecho. El policía saltó y pensó directamente en Don.

Y aquí viene lo borroso. El policía se ponía en contacto con el sacerdote de la prisión para que le practicara un exorcismo a Don. Fuera lo que fuese lo que podía hacer ese chico, seguro que no era él quien lo controlaba. Le hizo el exorcismo, con toda la parafernalia del mundo. Hubo más lluvia y hubo pánico por parte del cura, todo esto mientras el jefe de la prisión le esperaba fuera de la celda. El cura terminó y pidió irse de allí de inmediato. Según Don todo terminó ahí. Sin más explicación. Él sigue dando por hecho que todo fue obra de su abuelo.

Paranormal witness

Más información – ‘Paranormal Witness’: el hombre de la lluvia (V)
Fuente – Paranormal Witness
Foto – Xplora


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *