‘Perdidos en la tribu’: Dando pasos de gigante para ser un Suri

Perdidos en la tribu familia Navarro

Los Navarro siguen avanzando en su aventura Suri

Los Navarro lo tienen muy claro: no se han cruzado medio mundo para perder el tiempo. Ellos quieren ser Suri y quieren ganar su premio. Y como “para coger peces, hay que mojarse el culo” –el refranero español siempre es muy socorrido en estos casos-, los Navarro se han mojado pero bien y no están dispuestos a perder una sola oportunidad.

Antonio ha seguido tomándose en serio lo de practicar la lucha Suri. Además, al igual que hizo su padre, aceptó que le rapasen la cabeza y vestir con los atuendos apropiados de un Suri. Ni qué decir tiene que todos, absolutamente todos en la tribus están contentos con él.

José es el campeón de la familia. El padre de familia se pasea por el poblado como Pedro por su casa. Pero no se está dando cuenta de que, tal está siendo su avance, que los pasos pequeños de su mujer están destacando el doble por su culpa, por lo que Isabel está todo el día en el ojo del huracán. Aunque Isabel cuenta con el mejor de los apoyos. Y es que todas las mujeres Suri están de su lado y son ellas las que la están protegiendo de los enfados de Arbulá, jefe del poblado.

Ah… y la niña se nos casa, claro que sí. Y José se va a llevar diez vacas como diez soles, porque su niña las vale. ¡Anda que no! Como esta gente se despiste, Chabeli se vuelve a España con su marido Suri enganchado bajo el brazo, pues anda que no le brillan los ojitos al chico Suri.

Más información – Los Navarro cada vez más cerca de ser Suris
Fuente – PelT
Foto – Cuatro


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *