‘¿Quién quiere casarse con mi hijo?’: Oídos sordos a todas las madres (I)

Este curioso docu-reality llega a su última etapa. Sólo quedan tres pretendientas –pretendientes en el caso de Luís Ángel- en cada casa y ha sido ahora que han pasado a ser sólo dos. Las decisiones tomadas por cada hijo poco tienen que ver con lo “opinado” por sus madres. Sólo la madre de Luís Ángel procura llevar con la máxima deportividad –no sin expresar su descontento- las decisiones de su hijo.

Cómo no, sería imposible hablar sobre este programa sin comentar las estupideces de , madre de Daniel. Aquí, la Marisol añeja, no se ha cortado un pelo en criticar las decisiones de su hijo delante de Luján, dejando claro incluso delante de la presentadora que su único fin en este programa era toparse con la hija de algún millonario al que poder sacarle el chalecito de la playa. Daniel no ha podido ser más sincero: “Me avergüenzas”. La decisión de Daniel ha sido la esperada: ha tirado a Jennifer. La que era su favorita se centró tanto en camelarse a la suegra que se acabó volviendo como ella. Y a ver quien es el guapo que lidia con eso.

El stripper –pues ni su nombre me interesa-, después de haber tratado a todas sus chicas como ganado, habiéndolo permitido todo ellas, claro está, ha acabado por tirar a la única que aún le plantaba el stop delante del hocico. Vanesa ha preferido mantener su orgullo y su clase a la misma altura que sus bragas, acto que le ha honrado.

Más información – Pilar es la repulsión elevada a la máxima exponencia
Web oficial – QQCCMH


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *