Robert Pattinson casi muere aplastado por un elefante

Al parecer Robert Pattinson estuvo en una situación de vida o muerte al rodar una de sus últimas cintas, la de Water For Elephants en la que, por cierto, comparte pantalla con Reese Witherspoon. Se dice por ahí que casi fue aplastado por un elefante, gajes del oficio dirían algunos.

Resulta que el actor estaba rodando una escena con una elefante llamada Rosie (cuyo peso ronda los 4 mil kilogramos) cuando de pronto el animal malinterpretó las ordenes de su entrenador y en lugar de quedarse quieta mientras Robert le daba un baño subido en sus espaldas, levantó sus patas delanteras volcándose sobre sí misma. A Pattinson no le quedó otra opción que deslizarse por la espalda del elefante para bajar, aterrizando sobre una pila de tierra y barro.

"Pudo haber sido un desastre si el elefante se hubiera volcado sobre él, pero tuvo la suerte de caer en un montón de tierra y barro. Estaba sucio, pero ileso", dijo un testigo. Pasado el susto, todos comenzaron a reír, en especial Reese Witherspoon, quien no podía parar de echar risas al aire. Incluso el propio Pattinson se rió del acontecimiento y agradeció que Rosie no hubiera decidido aterrizar sobre su persona.

Así que el percance no pasó a mayores y el protagonista de Eclipse sigue tan vivo como siempre, aunque pasar por un momento así no debe de ser nada sencillo de olvidar, incluso aunque al final te hayas echado unas buenas carcajadas para pasar el miedo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *