Vanessa Hudgens solía tener los dedos llenos de ‘Cheetos’

vanessa-hudgens

Hoy por hoy Vanessa Hudgens tiene una figura envidiable, pero no siempre fue así; de hecho, la actriz confesó durante una entrevista que hace unos 3 años su dieta era la de cualquier adolescente, una llena de bastante comida chatarra.

La ex pareja de Zac Efron asegura que por ahí del 2007 le tomó el gusto a comerse un bote entero de helado ¡antes de irse a dormir!

Y como si con comer un bote entero de helado antes de ir a reposar las calorías con una buena siesta no fuera suficiente para genera michelines, la protagonista de Sucker Punch se envició también con los Cheetos. Vamos, su amor por el bocadillo de queso llegó tan lejos que sus dedos estaban siempre anaranjados.

A raíz de ese cambio de dieta, comenzó a engordar. Pero ya se sabe cómo es la industria del entretenimiento y por ello decidió rectificar volviendo a la alimentación sana. Por eso y porque su ropa le comenzaba a quedar chica.

Pues mira que la chavala superó bastante bien ese episodio de su vida y ahora hasta se da el lujo de posar para diversas revistas, presumiendo abdominales dignos del mejor retoque por ordenador, como en la imagen de arriba

Vía | Skinny Vs. Curvy


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *